Operativos policiacos


Carlos R. Aguilar Jiménez

Nuevamente con abusivos y prepotentes operativos policiacos y retenes en carreteras o avenidas de la ciudad, el gobierno federal, estatal y municipal supone falazmente que abatirá la delincuencia e inseguridad que cada día crece en Oaxaca, imaginando erradamente que deteniendo motociclistas o automóviles viejos, freneran la delincuencia ordinaria y crimen organizado, cuando todos sabemos que narcotraficantes, secuestradores, asaltantes y delincuentes están bien informados de lo que hace la policía o los tienen comprados, que con operativos lo único que hacen es fastidiar a ciudadanos, especialmente a los más pobres, los que no han podido pagar tenencia, engomados y demás impuestos abusivos, que al detener tiránicamente mientras circulan, lo que el gobierno quiere es extorsionar, multar y despojar de vehículos a gente que necesita para trabajar su medio de transporte, mientras los delincuentes y crimen organizado se regodean de la ineptitud y divierten con la corrupción y prepotencia de los abusivos policías en sus injustos retenes.

El Monumento a Juárez, salida al aeropuerto, Viguera, rumbo a Xoxo y en muchos otros lugares encontramos vehículos de la GN, policía estatal y de los municipios donde se instalan, retenes policiacos que parecen bunker de guerra donde prófugos del arado convertidos en policías descargan todo su resentimiento y rencor derivado de su pobreza económica y moral contra quien no porte tarjeta de circulación, licencia, placas vigentes o lo que sea no convenza a los policías para permitir circular, despojando de su vehículo o dinero a humildes conductores, mientras la delincuencia y rateros de poca o mucha monta, cristaleros, narcomenudistas, tratantes de mujeres en el municipio de Santa Lucia y Xoxo, hacen de las suyas impunemente, porque los policías son efectivos para agredir e intimidar con la exhibición de pavorosas armas de fuego a un humilde conductor que viaje en camioneta cargada de enseres, pero son cobardes y pusilánimes cuando se trata de criminales o asaltantes, en una dinámica de imposturas en la que el gobierno estatal, federal y municipal pretenden hacer creer a los incautos que les preocupa la seguridad de la gente, siendo estos operativos un cuento, incluida la falacia de que Oaxaca está entre los 10 estados más seguros del país, mientras diario asesinan, torturan, secuestran o asaltan a ciudadanos, sin que se castigue nunca a delincuentes, tratando al mismo tiempo a víctimas casi como delincuentes, porque es un hecho que si alguien pretende interponer una denuncia en el Ministerio Público o Fiscalía de Oaxaca, absolutamente será maltratado, perderá el tiempo y dinero y nunca conseguirá justicia, excepto la arbitrariedad, ilegalidad, abuso y prepotencia de los policías, principalmente ahora en los búnkers de asalto que a modo de operativos policíacos ha establecido el gobierno, para que por medio de la “mordida”, tranza y negociación los policías en sus retenes obtengan dinero para mejorar su miserable aguinaldo y sueldo semanal, que solo se pueden incrementar con dinero del atraco de los retenes.  ¡Cuidado con la policía y GN!