Bajo cero


Carlos R. Aguilar Jiménez.

Cumpliéndose escrupulosamente las estaciones del año, de forma fiel y puntual a los ciclos astronómicos y meteorológicos, en pleno invierno en países nórdicos las temperaturas han estado bajo cero y en regiones menos septentrionales apenas unos grados por encima del punto de congelación del agua, presentándose paisajes nevados, glaciares y panoramas blancos gélidos propios de la época de frío o estación del año, tal y como ha sido hace miles de años y seguirá sucediendo, no obstante las intenciones de miedo que generan ecologistas fanáticos y fundamentalistas verdes que con su amenaza apocalíptica de calentamiento global y cambio climático consiguen asustar a la gente tal y como conviene a gobiernos para aparentar que hacen algo: cumbres climáticas, reuniones ecologistas, protocolos ambientales y, especialmente impuestos o prohibiciones de todo tipo con el pretexto del cambio climático.

Es un hecho que la Tierra se calienta progresivamente desde que terminó la última glaciación hace unos 10 mil años y se seguirá calentando hasta llegar a un punto en que se revertirá la situación y de nuevo la Tierra se enfriará rumbo a la próxima glaciación, tal como ha sucedido desde hace millones de años, y si bien de alguna forma el incremento de gases que generan efecto invernadero contribuye a que se incremente unas décimas de grado el proceso de calentamiento global, lo cierto es que estos cambios son del orden de siglos o milenios, no de años o décadas como pretender hacer creer a quienes no tienen cultura científica, los políticos y ecologistas, empecinados en prohibir, impedir y obstaculizar todo lo que no les guste con pretextos ecológicos, desde popotes hasta bolsas y pronto las servilletas y los libros, al estilo de Fahrenheit 450, porque están hechos de papel y hacer cada libro implica talar árboles y arrasar bosques, en esa dinámica social y política actual en la que todo lo que sea químico, sintético, artificial, industrial, capitalista, neoliberal o empresarial es malo para la gente y venenoso para el planeta. 

Cumpliéndose fielmente las estaciones del año pocos son los que se atreven a decir en medio de este frío que el planeta se está calentando, porque se escucharían ridículos, no obstante, si nos esperamos unos meses, también cumpliéndose fielmente la próxima estación, primavera, a partir de abril y mayo el calor será normal o extremo y los ecologistas aprovecharán las circunstancias para afirmar que tienen razón y el planeta pronto se acabará calentado, mientras siguen transcurriendo los días y llega el verano y la estación de lluvias y calor, en ese ciclo interminable de estaciones derivadas de la inclinación del eje de rotación de la Tierra, que está al margen de prohibiciones, multas, Apocalipsis climáticos y demás simplezas de ecologistas y políticos que alarman a la gente que carece de cultura científica y se cree todo lo que dicen, desde creer en la Divina Providencia hasta el fin del mundo por utilizar bolsas de plástico y libros antiecológicos hechos de árboles. 

Disfrutando a una leyenda como se debe…


Ismael Ortiz Romero Cuevas

Hay artistas que no tienen absolutamente nada qué demostrar. Uno de ellos es el gran Rod Stewart, toda una leyenda en el mundo de la música y del entretenimiento, y desde que era vocalista de The Beck Jeff Group y Faces, ha quedado demostrado. Con una de las más longevas carreras en la música y con dos menciones en el Salón de la Fama del Rock, hace unos días el legendario rockero de la voz rasposa, celebró 75 años de vida. 

Y el 10 de enero de este 2020, no fue un cumpleaños típico para el cantante y músico, ya que también celebraba que su más reciente material, “You’re In My Heart (With The Royal Philarmonic Orchestra)” se encontraba en el puesto número uno de ventas en el Reino Unido, además de posicionarse en el Top 10 de la lista de álbumes más vendidos en nuestro continente. De verdad, Sir Rod Stewart no podía tener una mejor celebración. 

En septiembre de 2019, Stewart anunció en su cuenta de redes sociales, que había concluido con éxito el tratamiento contra el cáncer de próstata y que en breve, habría sorpresas. Con eso, abría la puerta para esperar noticias que seguramente tendrían qué ver con la música. Eso, se confirmó el 22 de noviembre del año pasado, cuando en plataformas digitales como iTunes y Spotify, se lanzó el álbum “You’re In My Heart (With The Royal Philarmonic Orchestra)”, que incluye todos los éxitos del rockero pero acompañados con arreglos de orquesta y que hacen del material, un verdadero deleite. 

El disco producido nada menos que por el también mítico realizador, Trevor Horn, quien ha hecho éxitos para artistas como Tina Turner; Pet Shop Boys; Robbie Williams; Whitney Houston; Seal y Lisa Stansfield entre algunos otros, contiene una canción inédita de nombre “Stop Loving Her Today” que lanzaron como una especie de adelanto del disco y que fue del agrado no solo de los seguidores del músico, sino que el público y la crítica elogiaron el track. Asimismo, incluye una nueva versión del tema “It Takes Two” al lado de Robbie Williams. 

Pero eso no es todo lo que Stewart nos propone en este disco que recorre su carrera de más de 50 años, nuevas y estupendas versiones de clásicos de su discografía como “Forever Young”; “Sailing”; “Have I Told You Lately”; “The First Cut Is The Deepest”; “Reason To Believe” así como la legendaria “Maggie May”, con la que abre el álbum además de contener también “Stay With Me” a dúo con su antigua banda Faces y la cual, fue su éxito. Y este es un experimento que además de sonar soberbio, es un capricho que el mismo público, solo le puede permitir a un glorificado de la industria como Rod Stewart.

El éxito del material no solo se debe a la calidad en la producción y a la magnífica orquestación que contiene; va más allá de eso. El público británico, sobre todo, se siente orgulloso de tener artistas de gran calidad compitiendo en ventas y en popularidad. Y aunque la semana en que esta placa llegó al número uno, se esperaba que fuera Harry Styles o Ed Sheeran quienes lideraran las listas, fue el Sir, el elegante, el señor, el veterano y el que se las sabe de todas, todas, quien se apoderó no solo de los charts británicos, sino también de los Estados Unidos y parte de América Latina, incluyendo nuestro país. No conforme con eso, también fue líder en las primeras semanas de este 2020 en plataformas musicales. En este momento, ya es posible encontrar el disco en formato físico, editado tanto en disco compacto como en vinil. 

De verdad queridos lectores, este material del aclamado cantante me ha dejado con un grato sabor de boca y agradeciendo el sentido del oído. Este disco, es un material que merece ser escuchado con especial detenimiento y disfrutado, como solo se puede disfrutar a una leyenda viva de la música. Por eso, Rod Stewart es un icono de la música en toda la extensión de la palabra; de verdad, este disco es algo digno de un grande; algo digno de entregarle al público.