Genera PJE sinergias con colegios, barras y agrupaciones de abogados


  • El magistrado Eduardo Pinacho Sánchez ha recibido el reconocimiento del foro de abogados por su trayectoria y elección como Presidente del órgano judicial 

La responsabilidad de administrar justicia es compartida entre el personal que labora en el Poder Judicial, las barras, asociaciones y colegios de abogados, así como de las instituciones de educación superior y de los justiciables, afirmó el titular del Poder Judicial del Estado, Magistrado Eduardo Pinacho Sánchez, quien consideró que es necesario fortalecer en esta profesión las bases éticas y morales. 

En su apertura y disposición de establecer vínculos de colaboración e intercambiar puntos de vista y experiencias  para implementar las acciones necesarias que permitan fortalecer el acceso a la justicia, agilizar los procesos y el servicio a la ciudadanía, el Presidente del Tribunal Superior de Justicia ha sostenido reuniones con integrantes de diferentes agrupaciones de juristas.

Entre ellas se encuentran el Colegio Nacional de Licenciados en Derecho, el Colegio de Abogados Penalistas de Oaxaca, la Organización de Abogados en Línea Horizontal del Estado de Oaxaca, el Colegio Nacional de Licenciados en Derecho, Juristas de la Mixteca, la Barra Oaxaqueña de Abogados y Pasantes de Derechos Independientes A.C., la Asociación Civil Praxis Universitaria y el Colegio de Abogados Mexicanos del Juicio Oral, S.C.

Los profesionistas han externado al titular del Poder Judicial su reconocimiento y felicitación tanto por la trayectoria que le distingue como abogado y docente, al igual que por su elección como presidente del Tribunal Superior de Justicia, además de expresarle su disposición de colaborar en acciones que permitan fortalecer la atención a la ciudadanía. 

En las reuniones realizadas en los primeros 40 días del inicio de esta nueva administración, el Magistrado Presidente anunció que como parte de las acciones que pondrá en marcha para la mejora continua de los procesos jurisdiccionales, se implementará el proyecto TribunaTel, un servicio de atención y orientación al público y a los abogados, a través de un número telefónico gratuito para quejas, inconformidades y atención directa. 

Además, se establecerán medidas ejemplares en casos de corrupción, se reestructurará la Visitaduría General y se promoverá la Justicia Alternativa.  “Juntos daremos pasos adelante”, dijo a los abogados. 

En entrevista luego de una reunión con el titular del Poder Judicial, el presidente de la Barra Oaxaqueña de Abogados y Pasantes de Derechos Independientes A.C., licenciado Saúl Alberto Ángel Villarreal agrupación -con 32 años de existencia y aproximadamente 5,800 agremiados-, apuntó que este contacto con la sociedad permite que den a conocer sus inquietudes y le planteen la situación que viven con sus asuntos en los juzgados.

Libramiento muerto


Carlos R. Aguilar Jiménez.

Creciendo exponencialmente en Oaxaca el número de automóviles y vehículos de todo tipo, en general, las calles y avenidas siguen siendo las mismas del siglo pasado; excepto por algunos caminos que han pavimentado en colonias que luego se convierten en valiosos atajos para evitar las congestionadas arterias de la ciudad, lo cierto es que en infraestructura urbana o transito nada ha mejorado la ciudad, porque incluso los policías viales en lugar de evitar el estacionamiento prohibido en todo el trayecto de la carretera internacional o periférico, su función principal, cual jauría furiosa, consiste en asaltar y robar a motociclistas y propietarios de vehículos viejos que caen en sus trampas disfrazados de operativos, en una dinámica en la que a SEMOVI y sus sicarios con uniforme su interés primordial es el robo, no la agilización y seguridad en vialidad, dejando que los automovilistas se las arreglen como puedan para llegar a sus destinos, sin que hasta la fecha se rescate y ponga en servicio el Libramiento Norte, hoy totalmente muerto por el egoísmo de los pudientes habitantes de San Felipe y necedad de ecologistas, quienes prefieren beneficiar a pájaros y lagartijas en su ambiente bucólico, antes que la población en general.

La ciudad ha crecido geométricamente en cantidad de vehículos que no tienen opción para desplazarse de oriente a poniente, excepto por la carretera internacional dado que Camino Nacional y Avenida Ferrocarril son caminos infestados de topes y semáforos inoperantes que obligan a circular a vuelta de rueda, mientras el Libramiento Norte es espacio de esparcimiento para corredores adinerados, jubilados y jugadores que no tienen ninguna prisa ni necesidad económica, soslayando la urgente necesidad que tienen quienes menos tienen de llegar a sus trabajos o compromisos a tiempo, sin perder horas embotellados en las calles de la ciudad debido a los miles de vehículos que podrían derivar por el Libramiento Norte agilizando la circulación, pero eso le tiene sin cuidado al gobierno que en todo este sexenio no ha hecho ni una miserable obra o infraestructura, haciendo como que hará el CITYBUS o cualquier otra cosa son concretar, mientras terminan estos dos años que faltan, para después irse de Oaxaca a vivir en un lugar mejor, porque es cierto que ningún gobernador se queda a vivir en Oaxaca, así que poco o nada les importa como se viva o circule en la capital y pueblos conurbados porque a los gobernadores les espera Madrid, Miami o Paris, donde disfrutarán de sus comodidades y vialidad olvidándose para siempre de Oaxaca, una ciudad que a diferencia de Puebla, Querétaro, San Luis Potosí, Guanajuato y demás ciudades del centro y norte de México crecen y progresan en todos los aspectos, pero especialmente en sus vialidades modernas que mejoran la calidad de vida de sus habitantes, a diferencia de Oaxaca, ciudad que para vivirla hay que ser masoquista porque la puede querer uno mucho, pero no sentirse orgulloso de su infraestructura vial y el Libramiento Muerto…