Autorizar la mota


Carlos R. Aguilar Jiménez.

Con la oposición de los ortodoxos del PAN, el resto de los grupos parlamentarios del Senado de la República consideraron la autorización legal del consuno lúdico de cannabis sativa, cáñamo, mota o mariguana, permitiendo a los consumidores adultos portar libremente hasta 28 gramos y tener  incluso 8 plantas en casa sin riesgo de ser multados o encarcelados, porque de acuerdo con la próxima reglamentación el consumo personal será permitido siempre que no sea frente a niños, así como de personas o lugares que no concedan su autorización, estableciéndose normas para cultivo, transportación, producción, almacenamiento, distribución, venta, publicidad y consumo, casi igual que con el alcohol en todas sus presentaciones y el cigarro de tabaco.

Si esta iniciativa del Senado es avalada por la Cámara de Diputados se estará garantizado el derecho de todo ciudadano -adulto- a “tronárselas” , “darse toques” o alivianarse, como se decía el siglo pasado respecto de motorolos o mariguanos, consumidores de mota, reivindicando el derecho y emancipación de adultos a consumir lo que se nos venga en gana, sin que los gobernantes, como si fueran nuestros padres, prohíban lo que se nos antoje consumir, obviamente cuidando y regulando en lo posible que niños y adolescentes que adolecen de juicio y perspectiva de vida, consuman, de la misma forma que el alcohol y en su caso el mezcal, que en Oaxaca el gobierno, iniciativa privada, mezcaleros y todo mundo se encarga de promocionar  hasta como bebida de dioses, cuando no es más que una droga igual que la mota, pero que, como todas las drogas legales o no, sirven a los adultos, con moderación y criterio, para la disipación, relax, entretenimiento, potenciación de los sentidos y sensaciones y, servirá ahora para crear nuevas industrias, empresas, comercios y creación de empleos, iniciando con el proceso de aniquilación de narcotraficantes y crimen organizado que hacen grandes negocio con las drogas prohibidas, que aunque estén prohibidas los ciudadanos que gustan de ellas siempre las compraran, porque es un hecho que los adultos conscientes, no los adictos perdidos de cualquier droga, de la misma forma que los consumidores de alcohol, como ocurrió con la ley seca de EU a principios del siglo pasado, siempre buscaremos estimulantes para mejorar la calidad de vida y las sensaciones y, no tiene derecho ningún adulto con el poder temporal que les da el gobierno, a prohibir a otro adulto lo que quiera hacer con su vida, excepto cuando trate de lastimar a otros, así que la legalización de la mota se suma a la permisibilidad del alcohol, estableciéndose un grado más de libertad en nuestro país, que a diferencia de naciones civilizadas y desarrolladas, donde las leyes no condenan el consumo de mariguana o mota, en breve se pueda hacer libremente en México sin riesgo de ser satanizado condenado o encarcelado, como quisieran quienes se oponen a todo simplemente porque a ellos no les gusta, pero ya lo dijo Juárez: “El respeto al derecho ajeno es la paz” y yo digo que es también: La libertad o Emancipación.

#SíPorMéxico: ¿el frente amplio que necesita México?


Desde los inicios de esta administración encabezada por Andrés Manuel López Obrador, se vislumbraba que esta no la iba a tener tan fácil, más aún al haberse ganado varios enemigos y detractores tanto en el ámbito social, político, así como dentro de la iniciativa privada.

En lo que va la gestión de AMLO, han sido diversos partidos de oposición quienes le han señalado de manera reiterada, que este gobierno es más de lo mismo. Es decir, que viene arrastrando las mismas fallas y errores que ellos mismos hicieron durante el tiempo que estuvieron al frente de la administración gubernamental.

Efectivamente, no lo refieren ya que no pretenden ser tan obvios, pero la ciudadanía tiene conciencia y tampoco olvida. 

La iniciativa privada por su cuenta ha emprendido una serie de acciones y señalamientos de toda índole en contra de la llamada “Cuarta Transformación”, acusándola de implementar políticas públicas que atentan en contra del bienestar social del país. Situación que llega a ser un tanto cómica, ya que en ningún momento este sector llegó a realizar pronunciamiento o desplegado alguno durante los sexenios anteriores.

Sin embargo, esto se entiende, ya que es la misma inversión privada quien a toda costa trata de defender sus intereses privados y personales. Muy alejados se encuentran todavía de conocer qué es el bienestar social. 

Así mismo, las organizaciones de la sociedad civil también se han manifestado a consecuencia de las diversas tomas de decisiones tomadas por el mandatario tabasqueño. Desde realizar marchas para solicitar la reinstalación de las estancias infantiles, hasta exigir que a toda costa las y los niños que padecen de algún tipo de cáncer, se les pueda proporcionar los servicios y medicamentos para su respectivo tratamiento. Exigencias que son más que legítimas y prioritarias para su atención.

Lamentablemente en este último caso, existen también agrupaciones que haciendo uso de la noble figura de la “sociedad civil organizada”, busca a toda costa, implementar ideologías y proyectos conservadores y de extrema derecha. Buscando así a toda costa la división, antes que la unidad.

A consecuencia de ello la actual y desorganizada oposición busca a toda costa poder retomar el poder, aquel que les fue arrebatado hace ya dos años atrás y que se niegan perder a toda costa.

Tal es su grado de desesperación que abanderan reclamos sociales que desconocen totalmente. Dicen ser parte del pueblo y que entienden ahora sí, sus necesidades. Se hacen llamar los defensores de aquellas causas que, por años, ellos mismos ignoraron y dejaron en el olvido. Y ahora, deciden arriesgar el todo con un claro objetivo. Recuperar el todo.

A consecuencia de ello nace la iniciativa #SíPorMéxico, la cual se presenta como un bloque ciudadano que abre las puertas a todas y todos para impulsar un cambio nacional basado en una agenda ciudadana. No obstante, esta organización se encuentra estrechamente ligada a grupos empresariales como el Consejo Coordinador Empresarial (CCE), el Consejo Mexicano de Negocios (CMN) y a la Confederación Patronal de la República Mexicana (COPARMEX).

Situación que llega a ser preocupante hasta cierto punto, ya que a través del amplio respaldo otorgado por las más cámaras empresariales a esta iniciativa ciudadanía se podría poner en tela de juicio si se buscará efectivamente, un cambio nacional de fondo a través de la participación de la sociedad civil organizada o, la defensa de los intereses y privilegios de aquellas personas que los perdieron y que ahora los quieren de vuelta.

A esto se suma la alianza realizada con los partidos políticos como el PAN, PRI y PRD, quienes al igual que lo hicieron en el infame Pacto por México, decidieron ser parte de esta gran iniciativa, dejando aun lado toda diferencia partidista por un solo objetivo, el bienestar de México.

Efectivamente, la actual administración encabezada por AMLO ha tenido diversas fallas y errores. Más aún con la contingencia originada por el COVID19, la cual vino a agravar aún más la situación económica y laboral del país. Pero es justo también reconocer que ha tenido sus aciertos.

Las elecciones a celebrarse el próximo año cada vez están más cercanas y las alianzas para ambas partes no están exentas.

Algunos posiblemente repetirán con la fórmula que los llevó al éxito en las elecciones federales del 2018 (Morena-PT-PES), pero también se prevé que no dudarán en hacer alianzas con el PVEM, Fuerza Social por México y Redes Progresistas. Situación que podrá o no repercutir en la base morenista, ya que, de acordarse dichas coaliciones, se estaría en contra de los principios del movimiento fundado por López Obrador. Generando de esta manera, desconfianza y traición entre sus militantes.

Dependerá mucho del trabajo operativo que realicen tanto los grupos de oposición como del actual régimen para lograr sus cometidos con miras a las elecciones del próximo año, ya que de ahí dependerá que se continúe con el proceso reformista que pretende impulsar la Cuarta Transformación o generar el contrapeso que tanto urge para la oposición.

La moneda ya está en el aire. Y será también obligación de nosotros decidir el rumbo del país. Analicemos. Pensemos inteligentemente y elijamos aquellas opciones que sean las más correctas en favor de México.

Twitter @NemasVA

Actualiza Poder Judicial a personal sobre Redacción y Elaboración de Sentencias


Concluyeron las actividades del Taller a cargo de los reconocidos juristas Giovanni Azael Figueroa Mejía y Juan Rivera Hernández

Con el objetivo de proveer las herramientas que permitan a las y los operadores jurídicos conocer sobre la estructura de una sentencia y la forma correcta de redactarlas, el Poder Judicial del Estado, a través de la Escuela Judicial impartió el taller de Redacción y Elaboración de Sentencias, a cargo de los reconocidos juristas Giovanni Azael Figueroa Mejía y Juan Rivera Hernández.

La actividad, que se llevó a cabo en la modalidad a distancia en ocho sesiones, permitió a las y los participantes actualizarse y conocer sobre recomendaciones de estilo y precisiones para facilitar la elaboración de sentencias civiles, penales, en materia familiar y laboral, ya que el servicio de justicia solo puede ser accesible y confiable para la sociedad si entiende el contenido de las determinaciones y resoluciones jurisdiccionales.

En el taller, se detalló que este acto procesal es el punto toral de la impartición de justicia: la transparencia de la labor jurisdiccional; ya que las sentencias, acuerdos y resoluciones judiciales constituyen actos de autoridad susceptibles de ser revisados y, al mismo tiempo, sujetos al escrutinio público, por lo que la claridad argumentativa empleada se configura, también, como un medio de comunicación y rendición de cuentas entre la ciudadanía y el Poder Judicial del Estado. 

Como parte del temario del taller se abordaron aspectos como la argumentación jurídica de las sentencias, la fundamentación y motivación de las sentencias y los esquemas argumentativos para redactar una sentencia. Además, se realizó un taller práctico de redacción de las mismas. 

El doctor Giovanni Azael Figueroa Mejía  ha realizado estancias de investigación en Italia, tanto en la Facultad de Jurisprudencia de la Universidad de Perugia como en la Facultad de Jurisprudencia de la Universidad de Bolonia; además, es autor  y coordinador de diversos libros, entre ellos “Las sentencias constitucionales atípicas en el derecho comparado y en la acción de inconstitucionalidad mexicana, México, Porrúa-Instituto Mexicano de Derecho Procesal Constitucional, 2011”.

 El doctor Juan Rivera Hernández, es autor de artículos en libros como Desafíos de la Democracia Incluyente, La histórica elección de 2018 y Diccionario de Derecho Procesal Constitucional y Convencional, entre otros. Conferencista en las Casas de la Cultura Jurídica de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y en diversas universidades. Ponente en Congresos y Diplomados y docente en el Programa del Doctorado en Derecho de la Universidad Vizcaya de las Américas.