Iran está listo


Carlos R. Aguilar Jiménez.

De todos los pueblos y civilizaciones del mundo los únicos que se destacaron por tener una visión diferente de los demás, fueron los griegos, quienes inventaron la filosofía y trataron de explicar los fenómenos del mundo por medio de la razón o la lógica y no por magia, sortilegios o dioses, heredando este tipo de pensamiento que hoy llamamos científico a los romanos y de ahí a los países occidentales, europeos y en especial hoy a Estados Unidos, dedicándose buena parte del ingenio de la humanidad, no solo en occidente sino en todo el planeta, a inventar nuevas formas de matar y torturar a otros seres humanos, considerándose la amenaza, el dolor y la muerte la mejor forma de gobernar e imponer a los demás sus creencias religiosas, tal como hicieron los cruzados contra moros,  españoles contra aztecas y, ahora musulmanes contra cristianos o iraníes contra estadounidenses.

Desde el principio el Islam ha sido una fe agresiva, una religión brutal y belicosa especialmente cruel contra las mujeres con su la aplicación de la ley SHARIA: subyugación de las mujeres y control total de la educación por parte de lideres religiosos, siendo su manifestación externa la JIHAD o Guerra Santa, que establece un límite entre sus fieles y el resto del mundo, generando con ello una sensación de fraternal comunidad entre seguidores, siendo no solo una institución religiosa islámica, sino también una ley islámica y estado islámico, donde, por ejemplo, el inmenso poder que tuvo el Ayatola Jomeini en Irán solo puede explicarse por el hecho que combinaba en su persona, como imán, el liderazgo político y religioso de la nación islámica, que como dice su libro sagrado: El Corán, la verdadera fe, la auténtica, la de Mahoma, no falsas ilusiones cristianas o guadalupanas, que para los musulmanes son creencias paganas de infieles católicos a los que hay que matar, excepto que no se dejen, como sucede con los países europeos, especialmente con EU que intereses económicos o políticos aparte, constituyen defensa vital para detener el avance del islam, como sucede ahora, Irán ya está listo para la guerra y en cualquier lugar del mundo todo ciudadano o interés de EU estarán bajo la mira de un atentado terrorista. Irán dice ya está listo para ofrendar más mártires, porque para un musulmán no hay honra más valiosa que morir luchando por su fe, sacrificio religioso de la JIHAD que garantiza su ingreso inmediato al paraíso musulmán, equivalente a la Gloria cristiana, el habitáculo de Dios y sus elegidos, con la diferencia que al Cielo cristiano se llega siendo pobre, humilde y sumiso, y al del islam, muriendo como guerrero, matando infieles o cristianos, igual que los aztecas, vikingos y kamikazes.