Independencia

Independencia

Carlos R. Aguilar Jiménez.

Celebramos el Día de la Independencia, de la libertad política respecto de España que desde la Conquista y Colonia se mantuvo sobre todos los pueblos de la Nueva España, naciendo hace 209 años lo que ahora es México, nombre derivado de los mexicas o aztecas, que podo o nada tiene que ver con zapotecos, mayas o tlaxcaltecas, enemigos entonces del imperio azteca, que ha impuesto su nombre al resto del país, y del que no nos hemos independizado ni tampoco del abuso y exigencia de lo que ahora es la CDMX, urbe considerada capital del país que sangra, extrae y exprime a todo el territorio nacional para mantener y alimentar a 25 millones de habitantes que nada producen o generan, excepto leyes e impuestos federales, porque en cdmx no se cultiva nada para su propia alimentación, no generan un voltio de electricidad, no tienen su propia agua ni absolutamente ninguno de todos los materiales o insumos que requieren para su operación y funcionamiento.

Todo lo que consume la ciudad de México depende del resto del país: agua, electricidad, metales, alimentos, gasolina, automóviles, madera, frutas, plásticos y casi todo lo que se nos ocurra debe ser importado de otro estado o país y, obviamente, pagado con los impuestos de industriales, empresarios, ganaderos, agricultores y obreros del resto de la nación mexicana, más o menos como en época del Imperio azteca, cuando todo lo que ahora es México debía pagar impuestos, gravámenes, tributos y ofrecer prisioneros para sus sacrificios a sus dioses.

 En época del Imperio azteca que sojuzgaba a las demás naciones, lo que ahora es la cdmx no hubiera crecido ni prosperado sin la guerra; hoy ya no es así, no obstante, con gravámenes e impuestos el resto del país mantiene los grandes y costosísimos servicios públicos que ahí  funcionan: metro, aeropuerto, sistemas de agua potable, vialidades, autopistas, industrias, transportes, entretenimiento, infraestructura urbana, arte, universidades y muchas otras cosas más que se pagan con los impuestos y trabajo de toda la gente que no vive en México, así que, si nos independizáramos de cdmx y dejáramos de suministrar lo que consumen 25 millones de habitantes de esa zona, el resto del México mejoraría y prosperaría evitando los gastos y excesos que ahí se realizan a expensas de todo México, porque los pescados, frijoles, maíz, café, trigo, leche, verduras, carne, gasolina, electricidad, metales, cristales .papel, dulces, tortillas y todo lo que consume la cdmx es un tributo, una enorme carga e impuesto al resto del país, así que si ya nos independizamos de España, bueno sería para el resto del país, independizarnos ahora de cdmx, dejando así de mantener a 20 millones que únicamente viven de la producción e impuestos y tributos del resto del país, comenzando con el presidente de los mexicanos, no de los mayas, zapotecos o mixtecos, quien lleva décadas viviendo del trabajo de los demás, igual que todos los políticos.