David Bowie: soñar despierto

Ismael Ortiz Romero Cuevas 

Cuando se trata de David Bowie, créanme que no puedo dejar de actuar como fan. Y eso justamente me pasó hace dos días, cuando se estrenó el avance del documental llamado “Moonage Daydream” que en español sería algo así como soñar despierto o soñando despierto, un trabajo audiovisual que es dirigido por el cineasta estadounidense y nominado al Oscar, Brett Morgen, sí, el mismo que hizo el documental de Kurt Cobain que llamó “Cobain: Montage Of Heck”. 

Hablar de Bowie es meterse en un terreno profundo, lleno de recovecos desconocidos y extraños. De entrada, porque sabemos que la obra del británico está llena de referencias filosóficas, de crítica social y de creaciones que apostaban a la inteligencia superior de sus oyentes, y es que Bowie un día podía ser budista y al día siguiente seguidor de Nietzsche, pasar de extraterrestre a terrenal de una canción a otra o ser hombre o mujer según las circunstancias; era un artista de cabo a rabo y en toda la extensión de la palabra; además, de que se está hablando de uno de los músicos, cantantes y artistas más influyentes de la historia de la música, tanto que muchos biógrafos lo consideran a la misma altura de “The Beatles”, pues incluso John Lennon lo mencionó en más de una ocasión como una de sus influencias. Y todo eso, es explorado en “Moonage Daydream”, pieza que los especialistas han catalogado más como una obra de arte visual que como un documental.

La creación de esta obra cinematográfica tardó más de cinco años en realizarse según el mismo Morgen, que en entrevista, dijo que él fue el primero en tener acceso a material personal de Bowie después de su fallecimiento y lo que encontró, da para realizar muchos más trabajos como el que presenta, pues el documental contará con 48 canciones remasterizadas nada menos que por Tony Visconti, sí, el eterno colaborador de Bowie, además de que explorará sus facetas de guionista, actor, su paso por el teatro y la escritura. En esa misma entrevista para la BBC, el cineasta comenta que su momento personal favorito dentro del proceso de selección, fue el encontrar material inédito de la gira “Soul” de 1975, sin embargo, la visión de Morgen es que su documento sea más una recopilación de partes. 

El documental “Moonage Daydream” fue presentado en mayo pasado durante la septuagésima sexta edición del Festival de Cannes, donde recibió gran reconocimiento del público y mostró a un Brett Morgen más que emocionado con la exhibición de su trabajo, bailando y animando a la gente dentro de la sala, que escuchaban algunas de las canciones de Bowie que aparecen en el documental. Según especialistas e ‘insiders’ que asistieron a esta función, dijeron que el documental contenía pasajes muy interesantes de la carrera de David, incluso algunos desconocidos, pero sobre todo, era un trabajo audiovisual tan potente, que el mismo Bowie estaría orgulloso. Por lo pronto a todos los seguidores de Bowie, estamos impacientes por disfrutar de esta pieza, pero lo interesante también según otras reseñas, es que no es necesario que se conozca a profundidad la carrera de este prolífico artista, pues la película te lleva a explorar la seductora personalidad de David prácticamente de la mano; eso sí, si estás familiarizado con ella lo disfrutarás más. 

La sinopsis oficial de “Moonage Daydream dice: “Del cineasta nominado al Oscar, Brett Morgen y con imágenes nunca vistas, “Monage Daydream” es una odisea espacial audiovisual que no solo ilumina el enigmático legado de David Bowie, sino que también sirve de guía para vivir una vida plena y significativa en el siglo XXI. Una experiencia cinematográfica que rompe con el género y que se basa en una de las estrellas del rock más icónicas y mundiales de todos los tiempos, destinada a convertirse en uno de los acontecimientos culturales más importantes del año”. 

Por lo pronto no nos resta más que esperar para poder ver “Moonage Daydream”, que llegará a las salas de cine en septiembre de este año y en la primavera del 2023, a HBO Max. Bowie es eterno. 

Mi Twitter: 

@iorcuevas

Lección china para cuidar del medio ambiente

Carlos Villalobos

Cuando pensamos en China probablemente lo primero que viene a nuestra mente es la inmensa cantidad de productos con los que inundan los mercados en todo el mundo o seguramente también su cultura milenaria; sin embargo, algo que se ha esparcido en el mundo, al menos los últimos 20 años, es que justamente ese poderío manufacturero ha generado grandes impactos en el medio ambiente, justo ahora que por fin en el ámbito mundial hablamos en voz alta del cambio climático.

Sin embargo, vaya sorpresa que nos hemos llevado, de acuerdo con un reciente análisis realizado por el sitio web especializado Carbón Brief, ha revelado que al menos durante tres trimestres al hilo, el país asiático ha logrado realizar la mayor disminución de emisión de gases invernadero en la última década, durante los tres trimestres consecutivos.

Esta buena noticia para el mundo, luego de la realidad tan caótica a la que nos enfrentamos en el presente, es palpable gracias a los análisis de la información comercial del país asiático. Esta nación ya había registrado cifras positivas en la reducción de producción de gases invernadero durante su disminución de velocidad de crecimiento entre 2013 y 2016, sin embargo, lo observado entre 2021 y 2022 ha dado pie a que el mundo entero voltee a verlos para aprender un par de cosas al respecto.

Evidentemente la crisis por COVID-19 ha tenido mucho que ver al respecto, la desaceleración de la economía y el rompimiento de algunas cadenas de producción frenaron el crecimiento exponencial que el país habría mostrado al menos en la primera mitad de la década pasada.

A pesar de que aún existe una gran inversión en combustibles fósiles en el gigante asiático, lo cierto es que al mismo tiempo se ha impulsado la adopción de fuentes alternas y de energía limpia, lo cual ha impactado directamente en su disminución de emisión de contaminantes a la atmósfera.

Aunado a todo lo anterior, dentro de su mercado interno la industria del cemento para el primer trimestre de 2022 ha caído en al menos un 12%, lo cual promueve que uno de los sectores que más contaminan el mundo paren de forma local y promuevan menores emisiones. Y eso no es todo, China también se ha caracterizado por tener un sector inmobiliario, es decir la construcción de casas y edificios, extremadamente pujante el cual ha realizado un giro de 180 grados en donde el cemento ha pasado a segundo plano para la realización de obra y el acero incremente su rol.

Habiendo reportado el aumento del uso de energía eólica, hidroeléctrica y solar en al menos 15% en cada uno de los rubros, ha generado que el consumo de carbón y combustibles fósiles disminuya considerablemente. 

Aquí viene lo interesante, justo China al ser un país que se ha estigmatizado por el nivel de producción y de consumo de recursos naturales, ha entendido que los combustibles fósiles son recursos finitos y que hoy es tiempo de apostarle a las energías limpias no solo por tema moral, también por un tema de eficiencia energética, la cual se puede apoyar en recursos renovables como el sol o el aire.

Tocará ver como cierra el año China, pero al menos las cifras que tenemos a la mano nos permiten tener una hoja de ruta, que, sin importar filiación política o inclinación a alguna ideología, con cifras la República Popular China nos ha comenzado a mostrar, QUE SÍ SE PUEDE mejorar el ambiente y que se debe apostar a las energías limpias, si es que apuntamos a tener futuro en un planeta maltratado por el cambio climático.

Sígueme en twitter como @carlosavm_

carlosavme@gmail.com

Visite:

columnaalmargen.mx

Lección china para cuidar del medio ambiente

Carlos Villalobos

Cuando pensamos en China probablemente lo primero que viene a nuestra mente es la inmensa cantidad de productos con los que inundan los mercados en todo el mundo o seguramente también su cultura milenaria; sin embargo, algo que se ha esparcido en el mundo, al menos los últimos 20 años, es que justamente ese poderío manufacturero ha generado grandes impactos en el medio ambiente, justo ahora que por fin en el ámbito mundial hablamos en voz alta del cambio climático.

Sin embargo, vaya sorpresa que nos hemos llevado, de acuerdo con un reciente análisis realizado por el sitio web especializado Carbón Brief, ha revelado que al menos durante tres trimestres al hilo, el país asiático ha logrado realizar la mayor disminución de emisión de gases invernadero en la última década, durante los tres trimestres consecutivos.

Esta buena noticia para el mundo, luego de la realidad tan caótica a la que nos enfrentamos en el presente, es palpable gracias a los análisis de la información comercial del país asiático. Esta nación ya había registrado cifras positivas en la reducción de producción de gases invernadero durante su disminución de velocidad de crecimiento entre 2013 y 2016, sin embargo, lo observado entre 2021 y 2022 ha dado pie a que el mundo entero voltee a verlos para aprender un par de cosas al respecto.

Evidentemente la crisis por COVID-19 ha tenido mucho que ver al respecto, la desaceleración de la economía y el rompimiento de algunas cadenas de producción frenaron el crecimiento exponencial que el país habría mostrado al menos en la primera mitad de la década pasada.

A pesar de que aún existe una gran inversión en combustibles fósiles en el gigante asiático, lo cierto es que al mismo tiempo se ha impulsado la adopción de fuentes alternas y de energía limpia, lo cual ha impactado directamente en su disminución de emisión de contaminantes a la atmósfera.

Aunado a todo lo anterior, dentro de su mercado interno la industria del cemento para el primer trimestre de 2022 ha caído en al menos un 12%, lo cual promueve que uno de los sectores que más contaminan el mundo paren de forma local y promuevan menores emisiones. Y eso no es todo, China también se ha caracterizado por tener un sector inmobiliario, es decir la construcción de casas y edificios, extremadamente pujante el cual ha realizado un giro de 180 grados en donde el cemento ha pasado a segundo plano para la realización de obra y el acero incremente su rol.

Habiendo reportado el aumento del uso de energía eólica, hidroeléctrica y solar en al menos 15% en cada uno de los rubros, ha generado que el consumo de carbón y combustibles fósiles disminuya considerablemente. 

Aquí viene lo interesante, justo China al ser un país que se ha estigmatizado por el nivel de producción y de consumo de recursos naturales, ha entendido que los combustibles fósiles son recursos finitos y que hoy es tiempo de apostarle a las energías limpias no solo por tema moral, también por un tema de eficiencia energética, la cual se puede apoyar en recursos renovables como el sol o el aire.

Tocará ver como cierra el año China, pero al menos las cifras que tenemos a la mano nos permiten tener una hoja de ruta, que, sin importar filiación política o inclinación a alguna ideología, con cifras la República Popular China nos ha comenzado a mostrar, QUE SÍ SE PUEDE mejorar el ambiente y que se debe apostar a las energías limpias, si es que apuntamos a tener futuro en un planeta maltratado por el cambio climático.

Sígueme en twitter como @carlosavm_

carlosavme@gmail.com

Visite:

columnaalmargen.mx

Del fracaso en la taquilla a películas de culto

Ismael Ortiz Romero Cuevas 

Hay películas que amamos por un sinnúmero de cosas que ofrecen, por su valor artístico, por sus actuaciones, guion o su estética y que se convierten en cintas de culto al paso de los años. Y aunque hay muchos ejemplos de ese tipo de cine que es un éxito desde su exhibición en las salas de cine, la verdad es que el cine de culto no siempre fue bien recibido en el momento de su estreno. 

Así que este martes, te invito a que revisemos cinco películas que hoy son de culto y que les fue tremendamente mal en la taquilla. Por cierto, todas se encuentran en ‘streaming’ para que puedas disfrutarlas en cuanto te sea posible:

1.- “El club de la pelea” (1999)

Director: David Fincher 

Protagonistas: Brad Pitt, Edward Norton, Helena Bonham Carter, Meat Loaf y Jared Leto

Productoras: Fox 2000 Pictures, Regency Enterprises, Linson Films, Atman Entertainment, Knickerbocker Films y Taurus Film

Distribución: 20th Century Fox 

Disponible en: HBO Max y Netflix

Dos protagonistas de primer nivel en Hollywood, un elenco multiestelar y una historia que, hasta este momento, nos sigue volando la cabeza, pero ¿por qué fracasó en el momento de su estreno si es un ‘peliculón’? En realidad, se debió a que se promocionó de una forma equivocada y eso, provocó un encontronazo severo entre David Fincher y el estudio, pues mientras el cineasta sí quería que la publicidad de la cinta se fundamentara en la historia y en lo que podía provocar, la 20th Century Fox quiso centrar la promoción en la estrella que protagonizaba: Brad Pitt, y ese fue un gran error. Aún con Pitt y Edward Norton, que en esos años estaba de moda, no pudieron hacer que la cinta recaudara lo suficiente para mantenerla en la cartelera, pues solo pudo obtener ganancias de 37 millones de dólares, muy lejos de los 65 millones que costó. Sin embargo, al paso de los años esta gran película fue puesta en el lugar que merece y hoy, es una película de culto indiscutible y que, además, es reconocida como una de las mejores no solo de su género, sino del cine moderno.

2.- “Niños del hombre” (2006)

Director: Alfonso Cuarón 

Protagonistas: Clive Owen, Julianne Moore, Chiwetel Ejiofor, Clare-Hope Ashitey y Michael Caine 

Productoras: Strike Entertainment, Hit & Run Productions, Ingenious Film Partners 2 y Toho-Towa

Distribución: Universal Pictures

Disponible en: HBO Max y YouTube Premium 

Fue un éxito con la crítica especializada y demostró la maestría del cineasta mexicano, las actuaciones son estupendas y desgarradoras; aún con eso, en el momento de su estreno solo recaudó 70 millones de dólares en todo el mundo, teniendo un presupuesto de 76 millones de dólares. Nuevamente fue el público y el paso de los años el que le dio el sitio que merece a esta gran obra cinematográfica, además, actualmente está considerada una de las mejores películas del siglo XXI. Este fracaso no detuvo a Cuarón, quien posterior a esta gran película, vio otros grandísimos éxitos como “Gravedad” y “Roma”, cintas con un alto valor cinematográfico y reconocimiento unánime. “Niños del hombre” es una cinta de culto indiscutible. 

3.- “Blade Runner” (1982)

Director: Ridley Scott

Protagonistas: Harrison Ford, Rutger Hauer, Sean Young, Edward James Olmos, M. Emmet Walsh, Daryl Hannah, William Sanderson, Brion James, Joe Turkel y Joanna Cassidy

Productoras: The Ladd Company, Shaw Brothers y Blade Runner Partnership

Distribución: Warner Bros. Picures

Disponible en: HBO Max y Cinépolis Klic 

Esta película con una estética visual increíble es lenta, lenta, lenta, muy lenta. Hasta Harrison Ford se mofa de la parsimonia con la que esta obra es contada, sin embargo, no podemos dejar de notar su influencia en el cine y que estamos hablando de una película que ha marcado un antes y un después en la visión para hacer cine de ciencia ficción. El año de su estreno, tuvo que competir con “E. T. El extraterrestre” y ese fue un motivo de peso, aunque no todo, para que fuera un fracaso durante su exhibición. Con todo eso, no podemos dejar de mencionar que es una película notable en toda la extensión de la palabra y que su belleza ha sido influencia para películas posteriores, siendo la guinda perfecta la banda sonora creada por el recién desaparecido Vangelis. Su secuela, “Blade Runner 2049” llegó 35 años después de la primera y aunque también es una belleza, fracasó de igual manera en la taquilla y se dice, hizo perder a Warner Bros., más de 80 millones de dólares. Por todo lo que significa “Blade Runner” y lo que aportó, es hoy una cinta de culto. 

4.- “El gigante de hierro” (1999)

Director: Brad Bird 

Protagonistas (voz): Vin Diesel, Eli Marienthal, Harry Connick, Jr., Jennifer Aniston

Christopher McDonald, John Mahoney y James Gammon

Productora: Warner Bros. Feature Animation

Distribución: Warner Bros. Pictures

Disponible en: HBO Max, YouTube Premium y Cinépolis Klic

Sí, es una de las mejores películas de animación en la historia del cine y punto. Sin embargo, a finales de los noventa, el público no estuvo tan receptivo a esta gran historia ubicada en la guerra fría y que no pudo desbancar a Disney, Pixar y Dreamworks en la industria de la animación y solo consiguió recaudar en taquilla la triste cantidad de 20 millones de dólares en contraste con los 70 millones que costó; en efecto, fue un desastre estruendoso motivo por el que el estudio de Bugs Bunny decidió no invertir más en este tipo de cintas. La llegada de “El gigante de hierro» a los formatos caseros le dieron otra oportunidad a esta cinta, que poco a poco se convirtió no solo en un clásico del cine, sino que se situó en un nicho de culto que hoy la celebran y la consideran muy adelantada a su época. Una película tan emotiva como extraordinaria. 

5.- “Sueño de fuga” (1994)

Director: Frank Darabont 

Protagonistas: Tim Robbins, Morgan Freeman, Bob Gunton, William Sadler, Clancy Brown, Gil Bellows, Mark Rolston y James Whitmore

Productora: Castle Rock Entertainment 

Distribución: Columbia Pictures / Warner Bros. Pictures 

Disponible en: HBO Max, YouTube Premium y Cinépolis Klic 

Gran parte del fracaso en taquilla de esta gran película, es que en su momento compitió en la cartelera con “Forrest Gump” y “Tiempos violentos”; y aunque en ganancias no le fue tan bien que digamos, consiguió en 1995, siete nominaciones al Oscar, el mayor número de nominaciones logradas por una adaptación de una novela de Stephen King, que incluían Mejor Película, Mejor Actor y Mejor Guion Adaptado y también fue su llegada a los formatos caseros y sus transmisiones en televisión, lo que la colocó en un podio de cinta de culto, incluso, es una de las películas mejor evaluadas en IMDb y la consideran a la altura de “El padrino”. Sin duda, una película que se goza y se ha ganado a pulso, su lugar en la historia del cine. 

Las películas de culto están en ese podio por algo y de verdad, ojalá puedas revisar estas cintas y descubrir o confirmar, por qué están en ese lugar de privilegio. 

Mi Twitter: 

@iorcuevas 

«Running Up At The Hill (A Deal With God»: su momento es hoy

Ismael Ortiz Romero Cuevas 

Lo dije en la entrega del pasado martes 31 de mayo, la cantante británica Kate Bush se sacó la lotería este 2022, cuando su tema, el hoy célebre “Running Up That Hill (A Deal With God)”, apareció en uno de los momentos climáticos del volumen uno de la cuarta temporada de “Stranger Things”. Y es que el caso no es menor, la canción en dos días se convirtió en un fenómeno global como pocos éxitos del pasado lo han logrado, siendo el fin de semana del estreno de la serie, la canción más vendida de iTunes y de las más escuchadas en Spotify. Y la semana pasada por fin lo logró, el corte “Running Up That The Hill (A Deal With God)”, alcanzó el 17 de junio por fin, el primer puesto en las listas de popularidad de Reino Unido, Noruega, Suecia, Australia, Suiza, Países Bajos y Austria; además de ingresar al Top 5 del Billboard Hot 100 en los Estados Unidos y en nuestro continente. 

Bush, siempre ha sido una artista a quien le gustó tener el control creativo de sus trabajos, además, es algo evasiva en las entrevistas. No le gusta platicar con los medios de comunicación en general, muestra nerviosismo y no se siente del todo cómoda contestando los cuestionamientos, sin embargo y por lo que está sucediendo su ‘track’ actualmente, la cantautora británica por fin dio una entrevista a la BBC, donde externó su emoción por lo que está sucediendo con su canción, publicada originalmente en su álbum “Hounds Of Love” de 1985. Entre otras cosas, mencionó su gran beneplácito al poder ver como una nueva generación, sobre todo de niños y adolescentes, está adoptando el corte dentro de sus coplas predilectas y se emocionen al escucharlo; “llegar a una nueva generación sin esperarlo y con un tema que tiene casi 40 años, es un sentimiento indescriptible”, mencionó. 

En esa misma charla con la cadena de medios británica, Bush también mencionó que los ejecutivos de Netflix y los productores de la serie, tuvieron que hacer un esfuerzo descomunal de convencimiento con ella, pues no quería autorizar que “Running Up That Hill (A Deal With God)” apareciera en la serie. “Tenía miedo de lo que pudiera pasar con la canción y con la recepción; creí que no encajaba dentro de la trama de la serie y me dijeron que harían pequeños arreglos nuevos para que pareciera más dramática. Finalmente, y no tan convencida, accedí a que utilizaran la canción y sucedió lo que ninguno imaginamos que pasaría”, agregó. 

Y en efecto, nadie imaginó lo que el ‘track’ generaría a casi cuatro décadas de su publicación y para eso, revisemos algo de números: desde la aparición de la cuarta temporada de la serie en Netflix, hace un mes aproximadamente, la canción ha generado ganancias en promedio de 500 mil dólares por semana, la disquera de Bush, Parlophone UK, que en 1985 era propiedad del gigantesco emporio EMI (hoy absorbido por Universal Music) ha desaparecido, por tanto, todos los ingresos generados hasta este momento son únicamente para ella. Esa euforia por la canción también apareció en TikTok, red social utilizada mayormente por la generación ‘centenniall’ y donde la canción fue utilizada más de 530 millones de veces en los videos, con el ‘hashtag’ #RunningUpThatHill; ahí hay que aumentar las veces en las que algunos usuarios hayan olvidado poner la etiqueta. El video original del ‘single’, acumula más de 75 millones de visualizaciones en YouTube, que aumentaron en un mes, gracias a “Stranger Things” y que en once años de estar disponible en la plataforma de videos no acumulaba ni los diez millones de vistas. En los ‘charts’ de Reino Unido, Bush desbancó a “As It Was” de Harry Styles, que ocupaba la cima desde hacía seis semanas. Bush también está rompiendo varios récords en su país, uno de ellos la menciona como la artista de mayor edad en encabezar la lista de popularidad (actualmente tiene 63 años) y la brecha más larga para dos primeras posiciones, pues han pasado 44 años desde que su sencillo “Wuthering Heights” alcanzó esa posición en 1978. Y, por si fuera poco, la canción debutó esta semana en nuestro continente, en el puesto número cuatro en el Billboard Hot 100 con tendencia a ascender posiciones, algo que no ocurrió en el lanzamiento original. 

No podemos negar que “Stranger Things” es un fenómeno global, que además, muestra la actual supremacía de las series producidas por las plataformas en ‘streaming’ y lo que puede ser el fin de la televisión tradicional. Y ese fenómeno, se hace patente cuando una canción que apareció en el mercado hace 37 años, se ha convertido en una de las favoritas de esta generación; Kate Bush escribió en sus redes sociales que nunca había experimentado un éxito como este en su carrera y aunque cantantes como Tori Amos, Fiona Apple, Lady Gaga, Bat For Lashes, el dueto “Goldfrapp”, Florence Welch, Joanna Newsom, Tricky y Outkast la han mencionado como una gran influencia en su música y en sus carreras, es este tiempo el que estaba destinado para que ella se volviera leyenda. Este es su momento y el de su tema que se ha convertido ya, en un ‘track’ histórico. 

Mi Twitter: 

@iorcuevas 

Terminará horario de verano

Carlos R. Aguilar Jiménez

El 21 de junio inició el verano boreal y con esta estación del año, los días o tiempo de iluminación solar máxima y noches cortas, por lo que en función de optimización del tiempo de luz solar, los países nórdicos desarrollados y México desde finales del siglo pasado, se adaptaron a estas ventajas de iluminación natural y horarios internacionales estableciendo por decreto el “Horario de Verano”, que como sabemos consiste en adelantar una hora el reloj respecto del mal llamado horario natural o de Dios, y digo mal llamado, porque en realidad no existe ningún horario natural y menos divino, dado que todo horario, cómputo calendárico o periodo que utilicemos para medir el tiempo es convenido, decretado o adoptado según nuestras conveniencias o beneficios.Tenemos un horario de 12 horas en función de los tiempos de oración o maitines de la iglesia católica en sus conventos e iglesias, que los primeros constructores de relojes de templo adoptaron para indicar el tiempo en las carátulas, que al principio únicamente tenían manecilla horaria y no minutero ni segundero, divididas las horas del día en 24: 12 de día y 12 de noche, derivadas de la tradición de las constelaciones y medición sexagesimal babilónica y sumeria de 60 como múltiplo de 360, por lo que nuestras horas y minutos son de 60, de tal forma que manejamos un horario derivado del cómputo de tiempo sumerio y que fue impuesto a nuestros antepasados durante la Conquista, dando de baja los tiempos prehispánicos, como el Calendario Azteca, calculando después cada región, zona o pueblo su  tiempo como le viniera en gana, hasta que en 1924 el presidente Álvaro Obregón  autorizó a los Ferrocarriles Nacionales, regirse por el Meridiano 90 de Greenwich y en 1926 el presidente Ortiz Rubio estableció los usos horarios mexicanos de acuerdo a pautas de tiempo internacionales derivadas del tiempo de trenes, telégrafo  comunicaciones por radio, sin que en ningún tiempo haya habido aspectos naturales o de Dios, excepto la iluminación solar u horas de oración en conventos, por lo que ahora que al presidente no le gusta el “Horario de Verano”, quizá por ser neoliberal y de uso en países capitalistas, quizá quiera regresarnos a los ciclos temporales y lapsos prehispánico de 18 meses de 20 días y a la extrema impuntualidad (que es una forma de corrupción) que caracteriza al pueblo bueno y sabio, porque parte de todo lo malo de lo que culpa al pasado, seguramente también tiene relación con el tiempo, el horario de verano, que según afirmó en sus sermones matutinos, nos enferma  e indispone por ser antinatural, herético, capitalista, neoliberal y estar en contra del bienestar de los mexicanos que son orgullosos de su impuntualidad. Al concluir en octubre el horario de verano regresaremos al horario tradicional y ya no habrá más horario de verano en 2024, desfasándonos de los horarios mundiales y aislándonos temporalmente del tiempo del resto del planeta en función de un capricho presidencial y su tendencia a culpar de todo hasta al tiempo pasado.    

VISITE:

columnaalmargen.mx