El escándalo provocado por elegido para ser Batman (otra vez)


Ismael Ortiz Romero Cuevas

Dedicado a mi padre, a 19 años de su fallecimiento.

Parece que lo que resta de este 2019 no dejaremos de hablar de Batman en el cine por el motivo que sea. Primero, por la renuncia en enero pasado de Ben Affleck para interpretar al héroe de DC Cómics cuando los fanáticos tanto del cine, como de las historietas ya habían aceptado que el actor, guionista, productor y cineasta ganador de dos premios Oscar, interpretó al encapotado de una manera grandiosa. Justo por esa aceptación y gusto que ya tenía el gran público por la actuación de Affleck, es que casi de manera natural se esperaba que protagonizara su historia en solitario. Finalmente, los problemas emocionales y de salud impidieron al protagonista, productor y director de la aclamada cinta “Argo” a continuar en el Universo Extendido DC.

Desde antes que se estrenara “Liga de la justicia”, se supo por vía de Warner Bros., que Affleck sería el encargado de escribir, dirigir y protagonizar la nueva cinta del vigilante de Ciudad Gótica y que se le conoce hasta la fecha como “The Batman”, pero fue por la misma carga de trabajo del actor y su propia lucha contra las adicciones que tuvo que abandonar ese proyecto. Se supo también que el guión que Ben había escrito para “The Batman” era complejo, oscuro e inspirado en el cine ‘noir’ y obviamente grandioso; y si algo sabemos es que por muy compleja que sea la trama, Ben Affleck tiene el talento para resolverla de una forma lógica y madura, como ejemplo palpable tenemos “Argo”, película escrita, producida y dirigida por él y que en 2013 se alzó con el Oscar a Mejor Película. Al paso de los años, la gente aceptó que Affleck es quizá el mejor Batman que ha tenido el celuloide, por eso, la tragedia cuando anunció su retiro del personaje a inicios de este año.

A partir de ese momento, se comenzaron a barajar distintos nombres para interpretar al Caballero de la Noche. Insistentemente sonaron Armie Hammer, Aaron Taylor-Johnson, Alexander Ludwig, Nicholas Hoult y hasta el mexicano Diego Boneta, todos con grandes posibilidades y a la vez ninguna. La nueva cinta del murciélago cayó en manos de Matt Reeves, director de cintas bastante dignas como “Cliverfield: Monstruo” en 2008 y la versión estadounidense de “Déjame entrar” en 2010, fue también quien dirigió las dos últimas películas de la nueva trilogía de “El planeta de los simios” con resultados asombrosos. Y en él caería la responsabilidad de elegir al actor que interpretaría a Batman en la nueva cinta y después de que Affleck colgara la capa, además dejando un estándar muy alto. El jueves se supo que (y casi se confirmó) que el actor británico Robert Pattinson es quien seguramente sea Batman y Bruce Wayne en las nuevas aventuras del murciélago en el cine. Las redes se le fueron a la yugular al estudio, al director y al mismo actor. Los fanáticos esperaban y casi aseguraban que Armie Hammer sería el elegido, sin embargo, la historia en “The Batman” será con un protagonista más joven, por lo que Hammer no cabría.

Pero haciendo memoria, lo mismo ha sucedido con casi todos los actores que han interpretado al súper héroe emblema de la casa DC. Desde Michael Keaton cuando fue elegido por Tim Burton, pues nadie creía que un actor de comedias románticas sería un Batman legendario al paso de los años. Sucedió lo mismo con Val Kilmer, quienes aseguraban que su elección no era nada atinada, pues se alejaba de cómo era representado el multimillonario y súper héroe, y en efecto, creo que Kilmer ha sido el Batman más antipático. En 2005, Christian Bale también fue desacreditado pero no por no creer que pudiera o no dar el ancho, sino que consideraron que interpretar a un personaje emanado de las viñetas era demasiado vulgar para un actor de método. Y no se diga con Ben Affleck a quien criticaron hasta por su sobrepeso. Así que las criticas a Pattinson de verdad que no son nada sorpresivas, pues a la legión de fanáticos es casi imposible darles gusto y nunca habrá un actor que sea digno de encarnar a cualquier súper héroe; y menos a Batman.

Lo que valdría la pena voltear a ver es que, si bien Robert Pattinson es mayormente conocido por su participación en “Harry Potter y el cáliz de fuego” y protagonizar la saga “Crepúsculo”, hay que reconocer que es uno de los mejores actores de su generación (destacando incluso más que el mismo Daniel Radcliffe), y ha conseguido trabajar con directores visionarios y vanguardistas como David Cronenberg, los hermanos Safdie, James Gray y además, se sabe que protagonizará la próxima cinta de Christopher Nolan. Y así como todos esos actores que mencioné anteriormente nos dieron a todos una tapada de boca épica, pienso que lo mejor sería dejar que Pattinson desarrolle el personaje y ver los resultados de su interpretación, pues por hacer juicios a priori, mucha gente después se ha tenido que retractar y reconocer, como en el caso de Bale y Affleck, que han sido quizá los mejores actores en interpretar al encapotado en el cine. Las negociaciones con Pattinson están ya muy avanzadas y es casi seguro que veamos a él en el traje del murciélago, esperando con las mejores expectativas la nueva cinta de Batman y ver la forma en que lo interpreta. Por otro lado, pienso que ese rechazo del público más fiel a las cintas de súper héroes debería halagarlo, pues los más grandiosos interpretes del vigilante comenzaron con la rechifla del respetable y no es por ser satírico, pero hay que recordar que hace unas décadas, ese mismo público elogió la elección de George Clooney para “Batman y Robin” en 1997, y hoy se avergüenzan de esos comentarios.