Recentralizaci贸n educativa: 驴fracaso del federalismo?

Date:

+ 驴Por qu茅 Federaci贸n asume control de los profesores?

Uno de los temas torales de la iniciativa fiscal que present贸 el domingo el Gobierno de la Rep煤blica, radica en que la Federaci贸n pretende retomar el control del pago de salarios de todos los profesores del pa铆s. Esta es una medida mayor, que no s贸lo es un signo claro del fracaso de la llamada descentralizaci贸n educativa emprendida por el gobierno federal a principios de la d茅cada de los noventas, sino que tambi茅n podr铆a ser un reflejo fiel del federalismo mexicano que es falso por partida doble: en primer t茅rmino porque los estados han sido incapaces de cumplir con una atribuci贸n b谩sica que les fue conferida; y en segundo plano porque la misma Federaci贸n fall贸, o que se resisti贸 a cumplir con su deber de fortalecer a las entidades ante la facultad que les otorg贸.
En efecto, para entender este tema es necesario ir por partes. Pues de entrada queda claro que este es un tema que est谩 lejos de ser nuevo, o carente de un diagn贸stico actualizado. Desde siempre se ha sabido que la descentralizaci贸n educativa sirvi贸 en mucho para que entidades como Oaxaca se convirtieran en rehenes de las secciones magisteriales que, bien organizadas, encontraron formas eficaces de presionar a los gobiernos estatales ya no para conseguir mejoras en el 谩mbito educativo, sino para adjudicarse victorias econ贸micas o pol铆ticas que no fueron proporcionales a los bajos niveles de aprovechamiento educativo que han alcanzado en casi tres d茅cadas.
Frente a esta realidad, una pregunta que nos hemos realizado en otros momentos (ver Al Margen 27.03.13), y que hoy encuentra respuesta con la propuesta del gobierno federal, es: 驴Qu茅 debe hacer el Estado en su conjunto para reasumir su responsabilidad en el 谩mbito educativo? La respuesta ha sido clara desde siempre: volver a tomar el control de la educaci贸n para rectificar lo que se ha torcido, pero tambi茅n para hacer que lo que dice la Constituci贸n se cumpla.
Uno de los pasos fundamentales para hacer que la ley se cumpliera fue justamente el de elevar a rango constitucional ciertos criterios relacionados con la evaluaci贸n y con los est谩ndares de calidad que deben cumplir todos aquellos que est谩n parados frente a un grupo de alumnos, as铆 como tambi茅n el establecimiento de los mecanismos para normar correctamente la vida y la evaluaci贸n de los profesores. El paso pol铆tico que se dio en concordancia con ello fue el descabezamiento del gordillismo, que estaba maniobrando para generar focos de resistencia contra la reforma. Sin embargo, a煤n frente a la reforma y el descabezamiento del gordillismo, eso no es suficiente.
驴Por qu茅? Porque si la reforma constitucional fue nacional, el cumplimiento de la norma debe ser asimismo en todo el territorio mexicano. En ese sentido, el gobierno de la Rep煤blica no puede desdecirse de lo que ya hizo, y aplicar el contenido de la reforma s贸lo en las entidades federativas donde no hay resistencia o donde los maestros est谩n a favor de los nuevos est谩ndares educativos. Particularmente, debe voltear los ojos a los estados que se han declarado en resistencia, y aplicar medidas efectivas en ellos. Esas medidas tendr铆an que ver, incluso, con la recentralizaci贸n educativa que hoy se est谩 poniendo de manifiesto con la propuesta de reforma fiscal, que incluye la desaparici贸n del Fondo de Aportaciones a la Educaci贸n B谩sica (con lo que la Federaci贸n transfer铆a a las entidades federativas los recursos para que 茅stos pagaran la n贸mina de sus maestros) y su reemplazo por el Fondo de Aportaciones de N贸mina Educativa y Gasto Operativo (Fone), a trav茅s del cual la Secretar铆a de Educaci贸n P煤blica ser铆a la 煤nica responsable de operar un sistema de administraci贸n de n贸mina magisterial a nivel nacional.
La medida busca un solo fin: que la Federaci贸n reasuma el control econ贸mico de los asuntos magisteriales, y que a trav茅s de esto desaparezcan los chantajes magisteriales a gobiernos estatales, las dobles negociaciones y los privilegios y prebendas extraordinarias que han conseguido los profesores en los 煤ltimos a帽os presionando a gobiernos estatales institucionalmente d茅biles o con poco margen para negociar con los profesores organizados.

DOBLE FRACASO
Esto, sin embargo, revela un doble fracaso: por un lado, queda claro que (aunque no se dice abiertamente) todo esto constituye un estruendoso fracaso de las entidades federativas, a las que hoy se propone que se les quiten facultades directamente relacionadas con la administraci贸n de recursos econ贸micos, ante la incapacidad que han demostrado para afrontar los problemas relacionados con el magisterio, y para hacerse presentes como autoridad y no como reh茅n de las secciones magisteriales. Oaxaca es, quiz谩, el m谩s visible de esos casos, pero est谩 lejos de ser el 煤nico.
Empero, en el sentido contrario, queda claro que este fracaso no es s贸lo de las entidades federativas sino tambi茅n de la Federaci贸n. Pues es evidente que el Pacto Federal est谩 construido no s贸lo de la voluntad aislada de las entidades por construir una Federaci贸n y dotarla de facultades para su funcionamiento, o de 茅sta por materializarse 煤nicamente para generar fortaleza equilibrada para todos los Estados que la conformaron. En realidad, es claro que el Pacto Federal est谩 constituido de compromisos mutuos, solidarios y bilaterales, en los que es deber de todos los Estados cumplir con los fines comunes, pero es tambi茅n responsabilidad de la Federaci贸n generar las condiciones de igualdad para que los estados puedan cumplir con los compromisos que son propios de ellos o que les fueron delegados.
En este momento, la medida es pragm谩tica y apremiante. Es, quiz谩, una medida que busca corregir un problema actual con una soluci贸n pr谩ctica. Pero en el fondo, este es un nuevo llamado de atenci贸n respecto a lo cuestionable de nuestro modelo federal y a las demostraciones materiales de su mal funcionamiento. Jugamos en M茅xico a la Federaci贸n. Pero queda claro que en los temas torales terminamos ci帽茅ndonos al centralismo que siempre ha estado como contraparte de nuestra democracia.

RECORTES
En el caso de Oaxaca, si la Federaci贸n retira las aportaciones del FAEB habr谩 un hueco enorme que materialmente deber谩 ver c贸mo se solventa en el IEEPO. Algo similar pasar谩 si el gobierno federal cambia la aportaci贸n de recursos por la de productos en especie en el tema de la salud. 驴Ya se vio el tama帽o del problema pr谩ctico? En el 谩mbito educativo son m谩s de 15 mil millones. 驴C贸mo se solventar谩n los huecos existentes?

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Share post:

Subscribe

spot_img

Popular

More like this
Related

Muchos cambios, poca claridad. El camino naranja a 2024

Pongamos todo en perspectiva con: Carlos Villalobos En la compleja...

El r铆o la Arena de Pinotepa Nacional tiene esperanza: CNDH emite recomendaci贸n para su rescate.

La Comisi贸n Nacional de los Derechos Humanos(CNDH) emiti贸 una...

鈥淚n Utero鈥 en datos por su trig茅simo aniversario聽

Par茅ntesis  M煤sica. Cine. Entretenimiento. Tendencias.  Ismael Ortiz Romero Cuevas聽 No s茅 si...

鈥淢i querida ni帽a鈥: te atrapa porque te atrapa聽

Par茅ntesis  M煤sica. Cine. Entretenimiento. Tendencias.  Ismael Ortiz Romero Cuevas聽 Antes de comenzar...