¡Ciencia no; escapularios sí!


Carlos R. Aguilar Jiménez.

“La 4 t no sabe de ciencia, hay soberbia e ignorancia” “El científico e investigador Adolfo Martínez Palomo, critica los recortes y desprecio del gobierno federal a este tipo de conocimiento”, porque es obvio que lideres con tendencias religiosas fanáticas y directrices populistas para gobernar, lo que menos interesa es la ciencia, su filosofía y método, porque desde que existe como procedimiento lógico matemático para entender la naturaleza y sus fenómenos, no obstante los beneficios incuestionables que nos proporciona por medio de la tecnología o ciencias aplicadas, lo cierto es que los religiosos con o sin poder siempre han estado en contra del de este tipo de conocimiento porque socava las afirmaciones y dogmas religiosos, demostrando son fantasías.

Recortar el presupuesto y retribuciones federales a la ciencia así como nombrar directores ignorantes o con tendencias ideológicas y religiosas en temas científicos, es lo mismo que sucedió en la URSS con el lisenkoismo, término derivado del ingeniero agrónomo soviético Trofim D. Lysenko, quien apoyándose en la teoría de “Herencia de caracteres adquiridos” con la que afirmaba sería capaz de lograr prodigiosos avances para la agricultura y economía soviéticas, reduciendo tiempos de maduración, resistencia a plagas y sequías, además de multiplicar exponencialmente las cosechas, haría de la URSS una nación comunista prospera y exitosa, engañando a Joseph Stalin al decirle al dictador lo que quería escuchar, lo que le dejara contento y no lo que era cierto, arruinando económica, social y agrícolamente a la URSS, más o menos como hicieron también refugiados alemanes nazis en Argentina, quienes engañaron a Domingo Perón haciéndole creer que podrían crear e inventar en Argentina plantas nucleoeléctricas y bombas termonucleares para convertir al país sudamericano en nación de primer mundo; porque como es normal entre políticos, saben cosas de los demás, de historia reciente y asuntos literarias o humanistas, pero son ignorantes absolutos de temas científicos, como se podría comprobar preguntando a A.M que idea tiene de la evolución o leyes de termodinámica, con tal desinformación en la que si además son devotos de alguna religión y pretenden solucionar todo con escapularios, abrazos, bendiciones y consejos morales, la ciencia en todas sus manifestaciones no tiene opción en México, como sucede y denuncia el Dr. Adolfo Martínez Palomo, integrante del Colegio Nacional, Profesor Emérito del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (CINESTAV),  del Consejo Consultivo de Ciencias e integrante de múltiples instituciones científicas internacionales, así como ganador de infinidad de premios y galardones en todo el mundo, por lo que sabe lo que dice siendo Dr. por ser Médico y Docto por lo que conoce y trasciende, lamentablemente está sucediendo en México al despreciar el gobierno a la ciencia y cultura en todas sus manifestaciones para beneficio del país, basándose ahora el bienestar social en: “Ciencia No; escapularios Si”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s